Lipectomía Abdominal

La abdominoplastia también llamada lipectomía abdominal o cirugía del abdomen es una cirugía que consiste en la eliminación del exceso de grasa y piel. Además en la mayoría de los casos se precisa la reparación de los músculos debilitados o separados creando un abdomen más liso y firme.

Muchos de nosotros luchamos por tener un abdomen plano y bien tonificado a través del ejercicio y el control del peso. A veces con estos métodos no conseguimos nuestros objetivos. Incluso personas con un peso corporal normal y bien proporcionado pueden desarrollar un abdomen flácido y colgante.

Entre las causas más comunes de esto se encuentran:

  • Los embarazos
  • El envejecimiento
  • Las fluctuaciones significativas de peso
  • La herencia
  • Las Cirugías anteriores

Indicaciones y tipos de abdominoplastia

Está indicado cuando existe un exceso de piel y grasa a nivel abdominal. Existen varias técnicas dependiendo de cual sea el problema principal:

  • La minilipectomia permite estirar sobretodo la zona inferior del abdomen y corregir la separación de los músculos rectos anteriores del abdomen. Es muy habitual después de embarazos. Si hay una cicatriz previa de cesara se puede corregir la misma y realizar el estiramiento aprovechando que la paciente ya tenía una cicatriz.Se acompaña en algunas ocasiones de liposucción de la zona superior del abdomen y de los flancos.
  • La lipectomía con transposición del ombligo en personas delgadas. Muy habitual después de embarazos con gran dilatación abdominal y tras grandes perdidas de peso. En este caso se estira la piel, se corrige la dehiscencia o separación de los músculos rectos anteriores y se practica transposición del ombligo.
  • La técnica de Saldaña: Esta técnica está indicada en personas que tienen faldón abdominal pero que también tienen un exceso de grasa y nos permite combinar la liposucción de todo el abdomen con el estiramiento de la piel. Con la técnica de Saldaña conseguimos resultados realmente sorprendentes con altísimos niveles de seguridad en este tipo de combinaciones quirúrgicas que anteriormente no se realizaban por temor a graves complicaciones en el cierre de las heridas.

Contraindicaciones

No está indicada si tienes un problema de obesidad, si el exceso de volumen es como consecuencia de un aumento de grasa abdominal o si tu problema principal es la distensión abdominal muscular.

En ocasiones a pesar de no tener una dehiscencia de los músculos rectos anteriores del abdomen y estar con un peso normal  tenemos un exceso de abdomen no relacionado con grasa interna sino con distensión de la musculatura del abdomen (casi siempre tras embarazos sin refortalecimiento posterior de la musculatura) Esta última condición no es quirúrgica y puede verse beneficiada con un tipo de gimnasia llamada hipopresiva.

Grasa abdominal

La grasa del abdomen se deposita principalmente en dos sitios, debajo de la piel y dentro de la cavidad abdominal donde se alojan las vísceras y órganos abdominales. En la mujer estos depósitos se presentan principalmente debajo de la piel, mientras que en el hombre con frecuencia se ubican dentro de la cavidad abdominal en el epiplón que es un delantal de cubre los intestinos y en los apéndices epiploicos que son bolsitas de grasa pegadas a los intestinos.

La grasa que se encuentra debajo de la piel se puede reducir con dietas, ejercicios, o liposucción, la grasa que se encuentra dentro del abdomen se trata con dietas y ejercicios. Aunque este tipo de disposición de la grasa interna es más típica del hombre como ya he dicho también la encontramos en la mujer. En estos casos donde la grasa predominante es interna la liposucción o lipectomía abdominal no tiene sentido.

Lo que no podemos esperar de una abdominoplastia:

Una abdominoplastia no es sustituto del adelgazamiento y tampoco permite tener un abdomen musculoso. Aunque los resultados de una abdominoplastia técnicamente son permanentes, las fluctuaciones de peso significativas pueden reducir en gran medida un resultado positivo.

Por esta razón recomendaría posponer la abdominoplastia si planeas hacer un adelgazamiento sustancial o si eres mujer y estás considerando embarazos en un futuro próximo. Una abdominoplastia tampoco consigue corregir las estrías, aunque algunas puedan ser eliminadas si están ubicadas en las áreas de piel que será extirpada.

¿Es el tratamiento más adecuado para mí?

La abdominoplastia es una buena opción para ti si:

  • Disfrutas de buena salud física y tienes un peso estable
  • Tienes expectativas realistas
  • No fumas

Lo que puedes esperar durante tu consulta:

Te harán varias preguntas sobre tu salud, tus expectativas y tu estilo de vida.

Prepárate para comentar:

  • ¿Por qué quieres hacerte la cirugía?, cuáles son tus expectativas y que esperas obtener;
  • Afecciones, Alergias a medicamentos
  • Tratamientos y medicamentos.
  • Si tomas alcohol o drogas habitualmente.
  • Cirugías Anteriores.

Preparación para la cirugía

Antes de la cirugía te pediremos un Análisis de laboratorio un ECG y una radiografía de tórax.

Si fumas es importante dejar de fumar al menos 20 días antes.

Evita tomar aspirinas o derivados 20 días antes de la cirugía.

El Cirujano Plástico te explicará con detalle los riesgos asociados con la Intervención quirúrgica.

Te daremos por escrito un consentimiento donde se explican los riesgos o complicaciones potenciales. Es importante que leas y entiendas completamente este folleto.

Recuperación

  • Saldrás de quirófano con un vendaje y 2 tubitos para que no se acumule la sangre.
  • Te levantarás de la cama antes de las 12 h.
  • AL día siguiente te haremos la primera cura. El alta hospitalaria se da habitualmente en 1 dia.
  • Después de la Cirugía deberás llevar una faja compresiva durante un mínimo de un mes
  • El día del alta recibirás instrucciones específicas de cómo cuidar las heridas y que puedes hacer.
  • Los puntos se quitan entre 7 y 10 días.
  • Durante los primeros 8-10 días tomarás medicamentos que te recomendaremos.

Buena parte del éxito de toda cirugía depende del cuidado postoperatorio. El seguimiento de las instrucciones médicas es vital para lograr los resultados que el médico y el paciente se han planteado.

Recuerda que el tiempo de recuperación varía dependiendo de tu propia condición física. Los pacientes suelen necesitar de 1 a 3 semanas antes de retornar a sus actividades normales.

  • Debes incorporarte y caminar tan pronto como te sea posible, con el fin de prevenir la formación de trombos venosos en las piernas. Este ejercicio debe realizarse de forma pausada.
  • El apósito o sostén que se ha colocado luego de la cirugía debe usarse continuamente por 1 semana.
  • Los drenajes, si los hay, se retiran a los 2-4 días. Hay pacientes que no desean irse de alta con los drenajes puestos y en estos casos requerirán más días de hospitalización hasta poder retirarlos.
  • Las suturas se retiran a los 7- 12 días.
  • La sensación de tirantez e hinchazón disminuirán gradualmente durante el postoperatorio.
  • Recibirás medicación antibiótica con el fin de prevenir el desarrollo de cualquier infección, así como medicación analgésica para controlar las molestias postoperatorias.

Recomendaciones

  • Posterior a la cirugía y cuando el médico te dé de alta, debes dirigirte a tu casa y tener una persona que te cuide durante los primeros días de convalecencia.
  • No deberás ingerir Aspirina, ácido acetilsalicílico, ni ningún medicamento que contenga este compuesto, debido a su efecto anticoagulante.
  • Se aconseja limitar cualquier tipo de actividad hasta durante dos semanas después de la intervención.
  • El paciente deberá abstenerse por completo de levantar objetos pesados, niños o mascotas.
  • Es preferible no mojar el área tratada hasta que el médico lo recomiende.
  • No deberás dormir en posición de decúbito prono (bocabajo) durante las primeras cuatro semanas posteriores a la cirugía o durante el tiempo que le indique el médico.
  • No tomes el sol directo durante los primeros dos meses posteriores a la cirugía.
  • Al término de dos semanas el cirujano puede autorizarte el regreso a tu actividad normal.
  • Durante los tres meses siguientes a la operación, el paciente debe limitar sus actividades deportivas.
  • El paciente debe acudir rigurosamente a las citas de control que el médico programe para el seguimiento de su cirugía.
  • Las cicatrices del ombligo y el abdomen mejoran significativamente con el tiempo.
  • El resultado pleno puede verse hasta después de un año
  • Su cirujano le recomendará el uso de una faja por 1 mes, 24 horas, y posteriormente otro mes sólo en las noches.

Preguntas Frecuentes sobre Abdominoplastia

¿Cómo me encontraré después de realizarme la abdominoplastia?
Durante el período de recuperación de la abdominoplastia sentirá malestar y dolor temporales, y deberá moverse con suavidad. Aunque el ingreso suele ser de 1 o dos días Llevará un drenaje para evitar que se acumule liquido en el espacio que despegamos durante 3 a 5 días.

Es preciso llevar una faja compresiva durante 1 mes y recomendamos dar paseos moderados desde el día del alta y masajes de drenaje linfático a partir de la semana.

¿La cirugía estética de abdomen masculina es diferente que la femenina?

Sí. En los hombres el modelado es diferente y también la ubicación de las cicatrices principalmente porque la forma que buscamos para los hombres es diferente que para las mujeres.

¿Dónde se realiza la intervención de lipectomía abdominal?

La intervención se realiza en los quirófanos del Hospital Universitario Quirón Dexeus de Barcelona o de la Clínica Bofill de Girona.

¿Es preciso realizar algún cambio de rutina para mantener los resultados de la lipectomía abdominal?
El abdomen flácido y abultado se produce por una combinación de factores como pueden ser la falta de ejercicio y el exceso de volumen es esta zona. Para mantener una mejor figura luego de la cirugía de abdominoplastia, es importante que realice una rutina de ejercicios y siga una dieta equilibrada.

Con el mantenimiento apropiado, puede conservar los resultados de la abdominoplastia por muchos años después de la cirugía.

¿Voy ha bajar mucho de peso con la abdominoplastia?

La reducción de peso no es un objetivo en esta intervención aunque al retirar piel y grasa habitualmente se pierda algo de peso. Si se ha indicado bien la cirugía la perdida de peso será pequeña. Pues lo que buscamos es principalmente es retensar la piel y músculos del abdomen aunque en muchas ocasiones se aproveche para disminuir el porcentaje de grasa.

¿La abdominoplastia deja una cicatriz muy visible?

Habitualmente queda una cicatriz bastante larga situada por encima de la implantación del vello púbico. En ocasiones tras grandes perdidas de peso es necesario también realizar una cicatriz vertical para poder eliminar el gran exceso de piel que ha quedado. La calidad de la cicatriz dependerá principalmente de la cicatrización de cada paciente y de los cuidados posteriores de misma. Le daremos las indicaciones necesarias para que la cicatriz sea lo menos visible posible.

¿Cuándo puedo considerar que el resultado es definitivo?
Aunque desde el principio ya verá el resultado durante los primeros meses presentará inflamación que impide ver el resultado definitivo.

No será hasta los 6- 8 meses cuando podemos considerar el resultado definitivo. Y la cicatriz irá mejorando progresivamente hasta los 8 – 18 meses dependiendo de cada paciente.

¿Durante esta cirugía me harán un ombligo nuevo?

No. De hecho lo que hacemos es dejar su ombligo en un plano profundo y recolocarlo de nuevo en la piel estirada

¿Cuándo puedo volver a realizar deporte tras una lipectomía abdominal?

Te recomendaremos que desde el alta realices paseos moderados. Pero no es recomendable iniciar la práctica deportiva antes de los 30 – 45 días dependiendo de cada paciente.

¿Es la liposucción una alternativa a la abdominoplastia?

No. La abdominoplastia es una intervención destinada principalmente a retirar el exceso de piel y reparar la pared muscular abdominal. En la liposucción no mejoramos estos dos factores y si no está indicada puede empeorar el aspecto de la pared abdominal