Lifting de Tronco

El Lifting de Tronco trata la región torácica o la mitad superior del tronco que se ve alterada con el proceso de pérdida masiva de peso. El exceso de piel y la caída de los tejidos produce descenso de los surcos de las mamas  y espalda y deformidades en “V” invertida a nivel anterior y posterior del tronco.

En general los pacientes la primera zona que deciden tratar es la mitad inferior del cuerpo: abdomen, glúteos y muslos, pero a posteriori, el mejorar la zona torácica superior hace que el contorno corporal global mejore.

¿Quién es el candidato ideal para la cirugía?

El procedimiento está indicado en pacientes que han estabilizado su peso durante al menos 3-6 meses y se objetiva alguna de las siguientes deformidades creadas por la pérdida masiva de peso:

Deformidades en “V” anterior y/o posterior.

Surco inframamario descendido.

Mama con prolongación axilar y/o descolgamiento de la espalda lateral.

Deformidades mamarias: Mujeres : ptosis, hipertrofia, atrofia y hombres, ginecomastia.

Cada uno de estos procedimientos puede realizarse por separado o en conjunto según valoración del paciente.

¿Cómo se realiza la evaluación preoperatorio?

El factor determinante para realizar un lifting de tronco es la posición del surco inframamario. Si está en su posición correcta puede realizarse una braquioplastia y/o mastopexia de forma aislada pero si está descendido es indicación de lifting de 1/3 superior.

En la visita paciente y cirujano deben hablar y dibujar todas las zonas a tratar para elaborar un plan quirúrgico. Se realizará una historia clínica exhaustiva y un preoperatorio completo.

Es muy importante comentar y explicar dónde quedarán las cicatrices y cuál va a ser su evolución así como valorar las expectativas reales del paciente.

¿Cuáles son los objetivos de esta cirugía?

  • Eliminar el exceso de piel de los brazos.
  • Eliminar el exceso horizontal.
  • Eliminar el exceso vertical torácico y elevar el surco submamario
  • Crear una mama adecuada en las mujeres y en ambos sexos mejorar el contorno corporal.

¿Cómo es el postoperatorio?

La intervención se realiza con anestesia general y requiere una o dos noches de ingreso en clínica.

Los drenajes los mantenemos 2-3 días y el paciente debe llevar una faja durante 3-6 semanas que comprima las zonas operadas. El resultado de la cirugía se valora al cabo de 2-3 meses y mejora progresivamente a lo largo del 1 año.

¿Cuáles son las posibles complicaciones de esta intervención ?

Las complicaciones propias pero infrecuentes de cualquier cirugía son infección y sangrado.

De forma específica, pueden aparecer seromas o inflamación sobre todo a nivel de la espalda y/o axila, así como dehiscencia o ensanchamiento de algún punto a nivel de la cicatriz. También pueden aparecer pequeñas asimetrías entre la cicatriz de un lado y la del otro a pesar de hacer los dibujos simétricos y es porque la evolución en ambos lados nunca es idéntica.

¿Quedaré satisfecho con la cirugía?

El grado de satisfacción es muy elevado cuando al paciente se le informa correctamente del procedimiento y es consciente de las expectativas y resultados que puede esperar, y en todo momento sigue los consejos de su cirujano.